Duolingo offers 95 courses in 38 languages — more than any other language learning platform, and all for free! Our experienced language and teaching experts develop new courses, improve existing ones, and create engaging language tools like Stories and Podcasts. But the unparalleled diversity in course offerings is possible through our incredible volunteer contributors. This community collaborates with our in-house experts, who offer pedagogical and technical training and support, and it's because of them that Duolingo is able to create new courses faster than we could alone.

So how do our curriculum designers organize an entire language into the right sequence of topics for a learner? We recently interviewed our course creation teams to learn more about the process that delivers world-class language courses to our learners.

When you decide to create a new language course, where do you start?

Jessie Becker, Learning & Curriculum Manager

First, our language learning experts develop lists of communicative goals, the words and phrases needed to accomplish each goal, and every grammatical concept we'll teach in the course, organized by proficiency level. We draw on our backgrounds in language teaching, linguistics, curriculum design, and pedagogy (and as language learners ourselves!) to make sure that these curriculum lists lead to courses that are practical, effective, and cover topics at the right pace.

All new Duolingo courses align with the Common European Framework of Reference for Languages (CEFR), which describes what learners can do with the language at different proficiency levels; for example, a learner in the first level, A1, should be able to ask and answer questions about where they live. But the CEFR doesn't give more detail than that, so that's why we spend so much time researching and developing the exact curriculum for each of our courses. We prioritize the most common words and phrases, so that learners can use them in meaningful ways in lots of situations. At this stage, we also do a lot of thinking about what topics will be particularly challenging for learners with a given language background.

CEFR levels

The CEFR uses six levels to describe language proficiency.

These lists are really detailed and really important. Once our language- and level-specific lists are complete, we have what we need to start putting all the puzzle pieces together in the carefully crafted sequences that make up the "skills" (units) in the new course!

How does that work at the level of an individual skill?

For example, once you decide on vocabulary about shopping, how do you turn that into a skill?

Emily Moline, Curriculum Designer

We want all skills to naturalistically introduce vocabulary and grammar together, rather than artificially shoving together bits of language (or worse, just lists of vocabulary!). We pair specific vocabulary with a grammatical topic so we can craft sentences that sound like real snippets of speech you'd hear out in the world. For instance, the grammar for asking questions might go well with a skill about shopping, so we can teach both together through sentences like “Could I buy these shoes, please?” and “Will this coat be on sale soon?”

Spanish-course-shopping-skill-lesson-1

In the Spanish course, the first lesson in the Shopping skill introduces important vocabulary, covers color terms and where they go in a sentence, and teaches one of the most useful verb forms for shopping ("I want").

We also carefully study the research around how much a learner's brain can pay attention to in any given moment (answer: not much!). This is sometimes called processing load or cognitive load. So we're careful to find a balance between topic difficulty and ease of processing for your brain. To maintain this balance, we use both digital tools and human checks to ensure that we limit the amount of new material in a given sentence and skill. When we introduce learners to a new word or phrase, we make sure to build sentences that rely heavily on words and grammar that learners have previously seen, so they can focus their attention on just the little bit of new information. This is why, for instance, you might see different meanings for a single word taught gradually throughout the course, instead of all at once: we want to introduce one new meaning at a time to make it maximally comprehensible and to minimize the processing load.

What about when you update existing courses, like the German one?

When you align an existing course to the CEFR, do you also start from scratch?

Hope Wilson, Curriculum Designer

Aligning an existing course to the CEFR often means totally restructuring it from the ground up. So in a way, we do start from scratch: we start with a blank page, and really try to get down to the basics of “What would a learner need to know first? If they were to do the first five skills of this German course and immediately chat with a German speaker, what would we want them to be able to say?” So this generally means massive changes to the curriculum.

Yet we don't entirely start from scratch. We use data from past versions of the course — like the sorts of grammar that gave learners difficulty, or particular sentences they struggled with — to help us improve the new version of the course we're building.

How do you know how to teach a particular concept?

How do you know what works, or what learners need?

Lisa Bromberg, Curriculum Designer

Our Curriculum Designers and Content Developers have extensive training in foreign language pedagogy and years of classroom teaching experience. For example, we know how to contrast similar-yet-different structures to help learners tune in to grammar, and we know how to present new words in manageable chunks, so learners can better remember vocabulary. Figuring out how to teach on Duolingo requires a lot of flexibility and creativity, so our course designers know both the box and how to think outside of it!

We’ve also got some data up our sleeves to help us improve the way we teach. The castle Checkpoint Quizzes are short assessments, and they tell us a lot about how well we're teaching. So do our data on how often learners struggle with particular sentences and how quickly they complete each skill and section of the course. We also conduct user interviews — conversations with our learners! — to better understand our learners' needs and how they use all the different features available to them.

The Checkpoint Quizzes at each castle are really testing how well we're teaching!

Is it possible to translate a course to more languages?

For example, since we already have an Arabic course for English speakers, couldn't we translate the English from that course to Spanish to make an Arabic course for Spanish speakers?

Hope Wilson, Curriculum Designer

Sometimes this can be done! For example, the course designed to teach English to Spanish speakers was adapted into a course teaching English to Portuguese speakers with only a few changes. This is because Spanish and Portuguese learners have similar types of language transfer.

Language transfer is, essentially, applying pre-existing knowledge from your first language to the new language you’re learning. Sometimes this knowledge can be really helpful. For instance, French speakers learning Spanish will find the concept of gender — why some words need el, others la — totally natural, since French has gender too. But when they run into a word like el carro ('the car'), which is the opposite gender of its French translation la voiture, pre-existing knowledge of French could make it harder to remember the gender of a word in Spanish.

Our courses are written to take language transfer into account. When we’re writing English for Spanish speakers, we can move quickly through certain concepts, like verb conjugations and when to use the. When we’re writing English for Chinese speakers — whose language doesn’t have a word for the! — we have to spend more time on the topics that will be new concepts for them. We might be able to use the same general progression of topics, but we might have to teach them at a different pace and with different strategies.

How long does it take to create a brand-new course?

Myra Awodey, Senior Community Manager

It depends! Here are some of the most important factors for the timeline of a new course:

  • Language similarity. Courses for similar languages (like Dutch for English speakers) will come together much faster than courses between more dissimilar languages (like Japanese for English speakers). Not only are the sounds, words, and grammar of Japanese more unfamiliar for English speakers, but our course will also have to teach learners an entirely new, character-based writing system!
  • Staffing. Courses with full-time staff here at Duolingo will generally move faster than courses created with our contributor community, who may have any number of other responsibilities. Some teams are able to contribute hundreds of hours a month, while others may progress more slowly when contributors have less availability.
  • Length of first version. Typically, the first version of a course covers about half of the A1 level, which is a minimum of 30 skills. We want to get learners new courses as soon as we can, but we also want there to be a meaningful amount of material for them to work through. We never consider any course truly "finished," so you can always count on updates, additions, and new content in the latest versions!

So how long are we actually talking? For a new course teaching a relatively similar language, made by our contributor community, with about 30 skills, we'll need 2,000+ sentences to teach the necessary words and grammar. But that's just the sentences we show learners — for each sentence, course creators also have to think of every possible translation a learner might submit and enter it in the system, too! All in all, creating content for half the A1 skills takes most contributor teams more than 9 months (longer than it takes to incubate a human!).

Portuguese-translations

There can be dozens or even hundreds of possible translations for even a simple sentence (like the Portuguese "Ele nao vai a lugar nenhum")!

There are a couple of ways you can help us with this process! One way is by reporting errors and translations we should include, by clicking on the report flag at the bottom of each exercise. And if you want to help us improve an existing course or speed up the development of one that has not yet launched, apply to contribute here!

World-class courses from world-class experts

Our courses are thoughtfully designed by language teaching experts here at Duolingo and by talented language experts from the linguistic communities themselves: our course contributors. And the work is never finished, even after all those skills, sentences, and translations are programmed in. We work together to analyze learner data and user feedback to regularly update and improve the courses — and that's in addition to the new content we're constantly developing to extend our courses!

By combining research-based teaching techniques, years of classroom experience, and user feedback, we craft smart, practical courses that make language learning approachable and fun for everyone. Check out the Scope and Sequence documents for our Spanish, French, and English courses to learn more about what's happening behind the scenes of all those skills!

Español: Las piezas elementales en la creación de cursos en Duolingo

Duolingo ofrece 95 cursos en 38 idiomas —mucho más que otras plataformas de aprendizaje de idiomas— ¡y todos son completamente gratis! Nuestro equipo de expertos de idiomas y de enseñanza trabajan día a día para crear nuevos cursos, mejorar los que ya existen y diseñar nuevas y atractivas funciones, como nuestros Cuentos y Podcasts. Esta diversidad incomparable en el material que ofrecemos solo es posible gracias al increíble aporte de nuestros voluntarios. Cada uno de ellos contribuye con nuestros expertos, quienes les ofrecen entrenamiento y soporte tanto técnico como pedagógico. Y es gracias a esta invaluable contribución que Duolingo logra crear nuevos cursos más rápido de lo que podríamos hacer por nuestra cuenta.

Entonces, ¿cómo nuestros diseñadores de currículos reparten adecuadamente todo un idioma en diferentes secuencias de temas para alguien que quiere aprender? Recientemente entrevistamos a los equipos de creación de cursos para aprender más acerca del proceso del que surgen nuestros cursos de primera calidad.

Cuando deciden crear un nuevo curso de idiomas, ¿por dónde comienzan?

Jessie Becker, Directora de aprendizaje y currículo

Primero, nuestro equipo de expertos de idiomas crea una lista de metas comunicativas, las palabras y las frases necesarias para alcanzar cada una de esas metas y todos los conceptos gramaticales que enseñaremos en el curso, organizados por nivel de dominio. Usamos nuestra experiencia en la enseñanza de idiomas, lingüística, diseño de currículos y pedagogía (¡y también nuestra experiencia como estudiantes de idiomas!) para asegurarnos de que estas listas del currículo den lugar a un curso práctico, efectivo y que cubra el contenido al ritmo apropiado.

Todos los cursos nuevos de Duolingo están alineados con el Marco Común Europeo de Referencia (MCER, o CEFR en inglés), el cual indica qué pueden hacer los estudiantes de un idioma en cada uno de los niveles de dominio. Por ejemplo, un estudiante del primer nivel, A1, debería ser capaz de preguntar y responder preguntas acerca de dónde vive. Pero el MCER se limita a ese tipo de información, y es por este motivo que pasamos tanto tiempo investigando y desarrollando el currículo perfecto para cada uno de nuestros cursos. Le damos prioridad a las palabras y frases más comunes para que nuestros usuarios puedan utilizarlas de forma práctica en diferentes situaciones de la vida cotidiana. Durante esta etapa del proceso, también le dedicamos mucho tiempo a pensar cuáles serían los temas más desafiantes para los usuarios que poseen un determinado conocimiento del idioma.

CEFR-aligned-courses-ES

El MCER utiliza seis niveles para describir el dominio de un idioma.

Estas listas son muy detalladas y son realmente importantes. Una vez que estén completas, tendremos todo lo necesario para empezar a armar el rompecabezas. ¡Solo nos queda unir con cuidado y delicadeza las piezas, mejor conocidas como secuencias, que conformarán las unidades del nuevo curso!

¿Cómo se aplica esto en cada unidad en particular?

Por ejemplo, una vez que deciden el vocabulario para ir de compras, ¿cómo transforman eso en una unidad?

Emily Moline, Diseñadora de currículo

Queremos que todas las unidades enseñen nuevas palabras y conceptos gramaticales de forma natural y no mostrar fragmentos del idioma (o peor, ¡listas de vocabulario!) de forma artificial. Las oraciones que agregamos a los cursos combinan palabras y temas gramaticales elegidos específicamente para que suenen como parte de una conversación común y corriente. Por ejemplo, los aspectos gramaticales relacionados con hacer preguntas pueden aplicarse a una unidad de compras, ya que podríamos enseñar ambos temas con oraciones como “¿Podría comprar estos zapatos, por favor?” y “¿Esta chaqueta estará pronto en oferta?”.

Incubator-1-ES

En el curso de español para hablantes de inglés, la primera lección en la unidad Shopping (Compras) presenta contenido importante, explica los colores y en qué parte de la oración se colocan y enseña una de las formas verbales más comunes para ir de compras (“yo quiero”).

También analizamos cuidadosamente los estudios que indican cuánto tiempo puede prestar atención el cerebro de un estudiante en un momento determinado (¿La respuesta? ¡No mucho!). A esto se le conoce como carga de procesamiento o carga cognitiva. Por eso, somos cuidadosos a la hora de buscar un equilibrio entre los temas difíciles y la facilidad de procesamiento para tu cerebro. Para mantener este balance, usamos tanto herramientas digitales como la intervención humana para asegurarnos de que limitemos la cantidad de material nuevo en cada oración y unidad. Cuando les presentamos a los usuarios una nueva palabra o frase, queremos asegurarnos de construir oraciones con palabras o temas gramaticales que ellos ya hayan visto, para que se puedan enfocar mejor en la nueva información. Por esta razón, es posible que te encuentres con los diferentes significados de una misma palabra a lo largo de un curso y no todos al mismo tiempo: queremos presentar un significado nuevo a la vez para hacerlo tan comprensible como sea posible y para minimizar la carga de procesamiento.

¿Qué sucede cuando actualizan un curso que ya existe?

Cuando alinean un curso al MCER, ¿empiezan desde cero?

Hope Wilson, Diseñadora de currículo

Alinear un curso existente al MCER a menudo implica reestructurarlo desde el comienzo, así que en cierta forma, sí, empezamos desde cero. Comenzamos con una página en blanco y nos hacemos las preguntas básicas: “¿qué es lo que alguien que está aprendiendo alemán necesita saber al empezar? Si completaran las primeras cinco unidades del curso de alemán y tuviesen que interactuar con un hablante de alemán, ¿qué querríamos que fueran capaces de decir?”. Esto generalmente implica realizar cambios sustanciales al currículo.

Sin embargo, no empezamos desde cero. Tomamos la información de las versiones anteriores del curso — como por ejemplo, los elementos gramaticales que fueron difíciles para nuestros usuarios o las oraciones más complicadas— para ayudarnos a mejorar la nueva versión del curso que estamos construyendo.

¿Cómo saben de qué manera enseñar un concepto en específico?

¿Cómo saben lo que funciona o lo que necesitan los usuarios?

Lisa Bromberg, Diseñadora de currículo

Nuestros diseñadores de currículo y desarrolladores de contenido tienen un entrenamiento intensivo en pedagogía de idiomas extranjeros y poseen años de experiencia enseñando en salones de clase. Por ejemplo, sabemos cómo generar contrastes entre estructuras que son similares pero diferentes para ayudar a los usuarios a entender la gramática. También sabemos cómo presentar las nuevas palabras de tal forma que los usuarios puedan recordar la gramática con mayor facilidad. Descubrir cómo enseñar en Duolingo requiere mucha flexibilidad y creatividad, así que nuestros diseñadores conocen bien los enfoques tradicionales ¡pero también saben cómo explorar e ir más allá!

También tenemos información complementaria debajo de la manga para mejorar la forma en la que enseñamos. Las pruebas de cada sección funcionan como una breve evaluación y nos permiten saber qué tan bien estamos enseñando. También hablamos con nuestros usuarios para entender mejor sus necesidades y cómo utilizan las funciones que tienen a su alcance.

Checkpoint-ES-1

¡Las pruebas de sección en cada castillo en realidad nos muestran qué tan bien estamos enseñando!

¿Es posible traducir un mismo curso a varios idiomas?

Por ejemplo, ya que tenemos un curso de árabe para hablantes de inglés, ¿no podríamos traducir las partes en inglés al español para tener un curso de árabe para hablantes de español?

Hope Wilson, Diseñadora de currículo

¡A veces es posible! Por ejemplo, el curso diseñado para enseñar inglés a los hablantes de español fue adaptado para hablantes del portugués y solo tuvimos que hacer unos pequeños cambios. Esto es porque los hablantes de español y de portugués tienen tipos similares de transferencia lingüística.

En pocas palabras, la transferencia lingüística es la aplicación del conocimiento preexistente que tienes de tu lengua materna al nuevo idioma que estás aprendiendo. En ciertas ocasiones, este conocimiento puede ser muy útil. Por ejemplo, los hablantes de francés que están aprendiendo español no tienen problemas para entender el concepto de género —por qué algunas palabras llevan el y otras la— porque las palabras en francés tienen género. Pero con palabras como el carro, cuyo género es opuesto al de su versión en francés (la voiture), el conocimiento preexistente del francés podría hacer que recordar el género de una palabra en español sea más difícil.

Nuestros cursos son creados teniendo en cuenta la transferencia lingüística. Al desarrollar el curso de inglés para hablantes de español, podemos movernos rápidamente entre varios conceptos, como conjugaciones verbales o cuándo usar the (el, la, los, las). Pero al desarrollar el curso de inglés para hablantes de chino —¡un idioma que no tiene una palabra para decir the (el, la, los, las)!— tenemos que pasar más tiempo en los temas que contengan conceptos nuevos para los usuarios. Podemos usar la misma secuencia de temas, pero es posible que tengamos que enseñarlos a un ritmo diferente y utilizando otras estrategias.

¿Cuánto tiempo lleva crear un curso totalmente desde cero?

Myra Awodey, Gerente de Comunidad Senior

¡Depende de varias cosas! Estos son algunos de los factores más importantes a la hora de crear un nuevo curso:

  • Similitud de los idiomas: los cursos con idiomas similares (como el de holandés para hablantes de inglés) se completan más rápidamente que los cursos con idiomas menos similares (como el curso de japonés para hablantes de inglés). Los sonidos, las palabras y la gramática del japonés no son los únicos elementos desconocidos para los hablantes del inglés, ¡sino que además nuestro curso tiene que enseñar todo un sistema de escritura basado en caracteres!
  • Personal disponible: los cursos que tienen un personal dedicado en Duolingo suelen avanzar más rápido que los cursos creados por nuestra comunidad de colaboradores, quienes pueden tener otras responsabilidades. Algunos equipos son capaces de contribuir con cientos de horas al mes, mientras que otros pueden avanzar más lentamente cuando los colaboradores tienen menor disponibilidad.
  • Duración de la primera versión: en general, la primera versión de un curso cubre cerca de la mitad de los contenidos del nivel A1, lo cual comprende 30 unidades como mínimo. Queremos que los usuarios tengan acceso a los nuevos cursos tan pronto como sea posible, pero también queremos que haya una cantidad suficiente de material con la que puedan trabajar. Nunca consideramos a un curso realmente terminado, ¡así que puedes contar con que haremos actualizaciones y añadiremos nuevo contenido a la “última” versión de cada curso!

¿De cuánto tiempo estamos hablando? Para un curso nuevo que enseñe un idioma similar, creado por nuestra comunidad de colaboradores, con 30 unidades, necesitamos más de 2000 oraciones para enseñar la gramática y las palabras necesarias. Pero eso es solo lo que ven nuestros usuarios. ¡Para cada oración, los creadores de cursos deben pensar en todas las traducciones posibles que un usuario puede ingresar en el sistema! Es por esto por lo que crear el contenido para la mitad de las unidades del nivel A1 les lleva a los creadores de contenido más de nueve meses (¡más de lo que tarda en nacer un ser humano!).

Frase inglesa con todas las truducciones

¡Puede haber docenas o hasta cientos de traducciones posibles para una oración, sin importar qué tan simple sea (como "My sister teaches Portuguese in that school" en inglés)!

¿De qué forma puedes ayudarnos en este proceso? Una es reportando errores y las traducciones que debemos incluir, haciendo clic en la bandera de reporte debajo de cada ejercicio. Y en caso de que quieras ayudarnos a mejorar uno de los cursos existentes o si quieres acelerar el desarrollo de uno de los cursos que todavía no presentamos, ¡puedes inscribirte para colaborar aquí!

Cursos de primer nivel creados por expertos de primer nivel

Nuestros cursos son diseñados cuidadosamente por expertos en la enseñanza de idiomas y por talentosos expertos de idiomas de nuestra comunidad: los colaboradores de los cursos. Es un trabajo que nunca se termina, incluso después de incluir todo ese sinfín de unidades, oraciones y traducciones. Trabajamos codo a codo para analizar la información de nuestros usuarios (en inglés) y sus comentarios para actualizar y mejorar con regularidad cada uno de nuestros cursos —¡y eso sin contar todo el nuevo contenido que desarrollamos día a día para extender nuestros cursos!

Al combinar las técnicas educativas basadas en nuestra investigación, nuestros años de experiencia en los salones de clase y los comentarios de nuestros estudiantes, somos capaces de crear cursos prácticos e ingeniosos que hacen de la enseñanza de idiomas una experiencia divertida y accesible para todos. ¡No te pierdas los documentos de Alcance y Secuencia para nuestro curso de inglés para aprender más acerca de lo que pasa detrás de las unidades de nuestros cursos!